¡Esto no ha hecho más que empezar!

¡Esto no ha hecho más que empezar!

Hace seis meses decidí volver a darle un cambio a mi vida, dejar mi trabajo y embarcarme en una nueva aventura… No sabía cuál iba a ser, ni siquiera tenía claro por dónde empezar, sólo me había propuesto que no iba a dar ningún paso, ni enviar ningún curriculum a cualquier proyecto que no me llenase, con el que no me sintiese identificada, en el que no creyese.

En esos seis meses mandé un único CV, al único proyecto, organización, concepto y visión en el que me sentí reflejada.

Cuando vi el anuncio de KUBUKA hubo algo que me llamó la atención, que se movió dentro de mí y ha sido lo mismo que he sentido en cada entrevista que llevé a cabo con el equipo de terreno y con el de España y también a mi llegada a Zambia, al conocer a todas las personas de KUBUKA, tanto españoles como locales, que me van a acompañar en este camino.

Lo podría llamar ilusión, energía, sensación de equipo…, todas estas cosas y muchas más son las que emanan de cada persona que compone KUBUKA, lo que transmiten tiene mucho que ver con que creen en el proyecto y en el significado de KUBUKA. Eso es lo que hace que exista una coherencia general en la organización y lo más bonito es que esa coherencia se pone en práctica desde personas que pueden tener diferentes puntos de vista o una visión muy distinta pero eso no importa, porque todos reman en la misma dirección, por y para KUBUKA.

Mi llegada a Livingstone, hace sólo 3 semanas, la he sentido desde el principio como la llegada a mi nuevo hogar. Mis compis Sofía, Marcos y Óscar, nuestra directora local Joyce, los trabajadores y las trabajadoras locales, los peques de los programas deportivo y de acrobacias, las chicas de Safe House…, todo el mundo me ha acogido y me ha hecho sentir como una más; igualmente lo ha hecho el equipo de España a través de grupos de whatsapp, skypes, mensajes…, que hacen que la distancia no sea tanta y que sientas que eres parte de un todo.

Cuando me pongo a pensar en el trabajo que se ha hecho aquí en tan poco tiempo, me hace valorar mucho más a toda la gente que ha formado parte de este proyecto y, lo más emocionante, es que todavía hay tanto, tan bonito y retador por hacer, que esta etapa que comienza va a ser muy enriquecedora. Tengo muchas ganas de involucrarme cada vez más en los proyectos, en el día a día, de recibir a las voluntarias y los voluntarios de verano, de poder aprender de todo lo que surja y de poder aportar todo lo que traigo conmigo, en mi mochila de experiencias.

Quiero acabar dando las gracias a todas las personas que han hecho posible que esta etapa sea una realidad.

¡Esto no ha hecho mas que empezar!!! 😉

Virginia Morcillo Hidalgo
Coordinadora proyectos Zambia

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.